La catástrofe mental que nos amenaza: un libro para enfrentarla

23 Jun

El periodista científico Robert Whitaker ha escrito un libro titulado Anatomy of an Epidemic que fue publicado en el 2010, al parecer nace del desarrollo de un artículo del mismo autor publicado en el 2005 bajo el título similar de Anatomy of an Epidemic: Psychiatric Drugs and the Astonishing Rise of Mental Illness in America.

La editorial Karneval förlag (www.karnevalforlag.se) puso la obra en 2014 en manos del lector sueco, que tanto la necesita, dado el alto índice de enfermedades mentales que sufre su país, lo hizo bajo el título Pillerparadoxen” ( La paradoja de la Pildora) y siendo una obra necesaria las quejas nos se hicieron esperar. Se trata de una contundente denuncia sobre el contubernio entre la psiquiatría y la industria farmacéutica norteamericanas, que hace de estas dos instancias las responsables de uno de los tratamientos médicos más dañinos de la historia. El quer se genera de una medicación de las personas diagnosticadas como enfermas mentales que no toma en cuenta las consecuencia a largo plazo que tiene las drogas legales prescritas por el doctor.

En su obra el investigador nos va desgranando la historia de la revolución psicofarmacéutica que en busca de una bala de plata que aniquilara las causas de las enfermedades psíquicas ha terminado por ampliar y prolongar al nivel de una auténtica pandemia aquellos desbalances químicos en el cerebro del paciente que pretendía erradicar, convirtiendo en crónicas enfermedades episódicas, Se trata de una epidemia que arrasa con la salud mental de los países desarrollados, no sólo en Estados Unidos, y en la que la peor parte parecen llevarla las mujeres y los niños, estos úsltimosos patologizados en masas desde que en los años noventa, se les descubrió como un mercado virgen al que inundar con prozac.

El investigador nos hace el gran favor de compilar toda la información que necesitamos para comprender cuan peligrosos resultan los tratamientos psiquiátricos al uso. Así nos informa entre otros datos que: en 1990 un estudio internacional sobre la depresión demostró que el 30 porciento de las personas tratadas con psicoterapia se mantenían sanas durante 18 meses, mientras que solo el 19 porciento de los tratados con antidepresivos conseguían el mismo resultado; en 1992 se demostró que la mejor situación de la esquizofrenia en países como la India o Nigeria – donde sólo el 16 porciento de los pacientes es sistemáticamente medicamentado- si se le compara con Estados Unidos y otro países desarrollados donde la medicamentación sistemática es la norma, en 1995 se demostró que los pacientes de depresión sufre un riesgo de invalidación, es siete vences mayor que aquellos personas que no son tratadas, además de sufrir tres veces mas riesgo de perder su rol social; en 1998 se demostró que los medicamentos antipsicóticos provocaban transformaciones morfológicas en el cerebro vinculadas con el empeoramiento de los síntomas de la esquizofrenia.

Buscando opciones Whitaker trae a colación el caso del tratamiento de las enfermedades psiquiatritas en Västra Lappland , Finlandia, una de las zonas europeas que antaño se viera mas afectada por la esquizofrenia y que hoy es una de las regiones del mundo donde mejor se trata la enfermedad, ello se hace a partir de una terapia que deja los medicamentos en un segundo plano y priorizando de diálogo con el enfermo e involucrando en la terapia su familia, otra acercamiento positivo al problema, según el libro, es el que efectúa en Gran Bretaña el National Institute for Health and Clinical Excellence, institución reguladora que en lugar de antidrepresivos, recomiendo abordar las enfermedades mentales con tratamientos alternativos por ejemplo la prática de ejercicios, algo que por cierto ya recomendaba Aristóteles en su tiempo.

Es quizas bajo el influjo de estas experiencias que el el autor de la obra respondiese a la pregunta sobre cómo deberían ser tratados los enfermos mentales, realizada en la entrevista que le hiciera, el año pasado para la televisión sueca su colega Appelquist. Robert Whitaker, sin negar el hecho de que en casos concretos vale la medicación recomienda apelar a los métodos tradicionales con los cuales la humanidad supo recuperarse tanto de la depresión como de crisis psicóticos, es decir mejorando la calidad de vida de las personas, con una buena dieta, entrenamientos etc.

Fue precisamente una vía alternativa a la medicación la que permitió, que no se fuera al traste mente de l célebre matemático, John Forbes Nash, al que muchos conocemos por la película Una mente brillante, basa en un libro del mismo científico.

Como recordarán los que vieron el filme. Forbes Nash, a quien se le había diagnosticado con esquizofrenia, en internado en diferentes hospitales decide enfrentarse por si mismo a sus alucinaciones e ignorarlas, que es lo que no saben hacer ya porque no saben, ya por que no les ayudan, los que tiene su mismo padecimiento.

Evidentemente el autor de Anatomy of an Epidemic, no sólo ha sabido señalar el problema sino también indicar la solución, sin embargo alcanzarla no es fácil cuando ella afecta los poderosos intereses, tanto de las farmacéuticos como de un gremio de trabajadores de salud al que no le resulta fácil aceptar que los paradigmas sobre los que trabajan, significan pan para hoy hambre para mañana, para colmo la crítica contra estas fuerza ha encontrado un peligroso aliado en la Cientología, lo cual facilita que el descrédito, por asociación, del resto de los que se enfrentan a estos dos gigantes.

Por nuestra parte queda el deber de tomar partido frente a un mal que nos amenaza a todos, y que podemos enfrentar instruyendonos con libros como el de Robert Witaker.

Anuncios

Una respuesta to “La catástrofe mental que nos amenaza: un libro para enfrentarla”

Trackbacks/Pingbacks

  1. El hombre que dijo no a la marihuana en Cuba (I) | El Hombre de Cuba Nuestra - 1 julio 2015

    […] Un ejemplo de la “antipsiquiatría” buena lo tenemos en los trabajos del laureado periodista científico norteamericano Robert Whitaker, cuyo libro “Anatomy of an Epidemic” (Anatomía de una epidemia) galardonado en el 2010, del premio al mejor periodismo investigativo, reconocimiento que otorga la organización de Reporteros y Editores de Investigación conocida por sus siglas en inglés de IRE (http://www.ire.org/); como modesta contribución a la difusión de esta obra más allá del mundo anglosajón la he reseñado en el blog El hombre de Cuba Nuestra. […]

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: