De la Iniciciación en El Quijote; a propósito de un encuentro en el Cervantes de Estocolmo

29 Abr


Momento del Coloquio “Un nuevo enfoque: alquimia y ritos en el Quijote”, celebrado el 21/04/2015 en el Instituto Cervantes de Estocolmo.

Don Quijote, don Quijote
Jamás rendía su lanza
Y al bueno de Sancho Panza
Le contagió su valor

Fragmento de la letra de la canción “Don Quijote” interpretada por Estela Raval y los 5 Latinos

Mi acercamiento a El Quijote ha sido por grados, como el rito iniciatorio de una secta esotérica, primero le descubrí en las imágenes de Gustavo Doré con las que se ilustraba un antiquísimo libro de mi abuelo, en él que se contaba la historia con el mismo lenguaje empleado por Cervantes para escribirlo, es decir ese castellano antiguo, indescifrable para el niño que era entonces y cuyos remanente en el español de hoy, resulta fuente prima de tanta falta de ortografía, sobre todo entre los que venimos de Hispanoamérica. Se trata de una edición cuyos datos editoriales he olvidado definitivamente.
Luego, todavía siendo un pequeño, descubrí en el librero de casa El ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha, publicado en La Habana, por la Imprenta Nacional, en cuya fundación había participado mi padre, se trataba de una edición de 1960, en 4 tomos con una presentación «Al lector» de Alejo Carpentier; en él se combinaban ilustraciones de Pablo Picasso y Doré. En este caso el lenguaje había sido modernizado por lo que el contenido resultaba perfectamente asequible al chico que yo era, sin embargo, tampoco me interesó, no tenía la madurez para entenderlo.

No es lo ocurriera más tarde, cuando escuché una versión radial en una serie; cuyo tema era una canción de Estela Raval que nunca he podido olvidar y que me sigue como entonces, no importa lo cambiado de mis gustos en cuanto a textos musicales:

Por supuesto, tuve que volver El Quijote como lectura obligatoria en los Estudios preuniversitario, al mismo tiempo que veía sus distintas versiones cinematográficas, algunas animadas sin que nunca me engancharan, a lo sumo me entretenían cuando no resultaban francamente aburridas.



No fue pues hasta mi etapa universitaria que descubrí lo gracioso que podía ser el relato, y fue entonces que disfruté la obra como una de las más hilarante de cuanto he leído. No podía ver en ese momento, en otro lado de la cuestión, el maltrato que hacía de su personaje el autor, la razón con que habla de sí mismo no como un padre sino como un padrastro, castigando con un tanto como a la novela de caballería al lector de la misma. Fuero esas, entre otras ideas que expresé en el dialogo con el público que tuvo lugar el pasado 21 de abril en el instituto Cervantes de Estocolmo, bajo el título de “Un nuevo enfoque: alquimia y ritos en el Quijote.

Se trataba de un encuentro con Carles Magrinyà, doctor en Lenguas Románicas por la Universidad de Uppsala y actual profesor de español en Högskolan Dalarna*, presentado por uno de sus tutores, Leonardo Rossiello, profesor de literatura en la Universidad de Uppsala, poeta y escritor, en el que Magrinyà, presentaba una tesis realizada por él sobre aspectos de la alquimia y los ritos en los textos cervantinos. Un magnífico trabajo que mi lector puede descargar desde aquí.

Todo lo que contó el joven investigador me resultó fascinante. Aunque me pareció oportuno alertar sobre la posibilidad de que los elementos propios de la alquimia que aparecen en la obra, jugaran el mismo papel que los de la caballería, el de atacarla.

Otra pregunta que llevaba y que me la quitaron de la boca fue la influencia del misticismo musulmán en la obra cervantina, algo que fue abordado por los conferencistas y a lo que volveré en otra nota.

Del público salió el tema de Cervantes como una suerte de feminista avant la lettre, algo en lo que supongo andan trabajando los teóricos cervantistas, poniendo así en remojo las barbas del esforzado caballero antes de que ardan como ya lo están haciendo las del pobre Don Juan Tenorio. Ocurre que el personaje de Zorrilla, como ya he escrito,  está siendo tratado por el feminismo de estado con la misma saña con la que los guardias rojos de Mao atacaban a los enemigos del pueblo durante su revolución cultural. Creo por el contrario de que El Quijote resulta un verdadero bastión contra la visión de la historia realizada desde una perspectiva de Género, incapaz de colocar a la mujer en esa cumbre en la que sitúa a su amada Dulcinea, Alonzo Quijano, en  medio de su locura “patriarcal” .

Al despedirme felicité personalmente a Carles Magrinyà por su conferencia y le comenté que el día que llegue a mi edad, comprenderá mi visión sobre un Miguel de Cervantes, que lejos de ensalzar los ideales de la caballería –como se cree- los ataca como fuentes de tantos desengañoa, los mismos que debía haber acumulado en esos 58 años que tenía en 1605 cuando publicó la primera parte de su Ingenioso Hidalgo.

Si desea escuchar la charla en su integridad, sólo tiene que pinchar abajo:

http://www.ivoox.com/instituto-cervantes-estocolmo-alquimia-ritos-en_md_4389324_wp_1.mp3″

Ir a descargar

2 comentarios to “De la Iniciciación en El Quijote; a propósito de un encuentro en el Cervantes de Estocolmo”

  1. condestabliafai 1 mayo 2015 a 9:43 AM #

    Descomunal trabajo, salpicado del buen gusto del locuaz e inquieto Estefaía, y sus entes de su ambiente…y el nuestro por extensión de esta tecnólogía virtual; GRACIAS -un hito taumatúrgico, si¡! FELICITACIONES TODOS: -Atte: (f) Ajlbsy -Prof. Amílcar J. LOBOSYONG (LinkediIn)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: