Una vez más sobre el embargo: intercambiando opiniones con un sindicalista cubano-americano

27 Feb

Lorenzo Canizares, sindicalista de origen cubano, radicado en Miami, Estados Unnidos. Foto publicada en sitio de Pennsylvania AFL-CIO
en Facebook

´
Para enriquecer los temas de la lista de discusión donde, de manera honorable para mi, el sindicalista cubano radicado en Estados unidos, Lorenzo Canizares <canilor13@att.net> me ha involucrado, he enviado la siguiente nota,acompañada del artículo que menciono y su enlace al sitio original:

“Magnifico; inteligente y valiente el análisis que hace desde Cuba, Rogelio M. Díaz Moreno sobre el XX congreso de la central sindical cubana, CTC. “Congreso de trabajadores, con ideología de patrones

La respuesta de Lorenzo Canizares, comentando una cita del artículo enviado, no se ha hecho esperar:

“Mientras la discusión no profundice más allá del nivel de la cuantía del salario, se permanecerá en un estadio idéntico al de la clase trabajadora de cualquier país capitalista. Está bien, no cualquier país capitalista, solo cualquiera que haya implementado sistemas de salud y educación universales y gratuitos; no son muchos, pero sí hay unos cuantos. Con la diferencia de que aquellos lo lograron después de haber alcanzado un alto desarrollo económico y nosotros, como se sabe, no salimos de la precariedad. Y por causa de nuestro mismo subdesarrollo, además de pocos bienes y servicios de consumo, se torna utópico satisfacer las exigencias imperiosas de mejoramiento de nuestros bastante maltratados salud y educación.”
Tal vez antes de profundizar en este intercambio (que por cierto como sindicalista me parece algo bien provechoso de discutir) sea importante que el Sr. Diaz Moreno nos diga que cree el que seria la realidad cubana hoy en dia si no se hubiera tenido que sufrir el embargo. Si esos logros se pudieron conseguir a pesar de la penuria economica, que se hubiera podido conseguir con un poco mas de soltura.

Como he sido yo quien ha involucrado a Díaz en el intercambio, me he sentido en la obligación de responder, sino en su nombre al menos en el mío y así lo he hecho, publico el texto tras arreglar alguna errata:

No sé lo que diría el Señor Díaz, a quien bien se le puede dejar una preguntas bajo el artículo que les he enviado, en la ventana que se ofrece en la página del observatorio crítico, modelo del nuevo pensamiento popular y soberano que está naciendo dentro de Cuba, sin deberle nada a nadie, ni al estado, ni a los emigrados, económicos o políticos.
http://observatoriocriticodesdecuba.wordpress.com/2014/02/25/congreso-de-trabajadores-con-ideologia-de-patrones/

Lo que si sé, es, que sobre el tema de las sanciones económicas estadounidenses contra el régimen cubano cabe repetir lo mismo que vengo diciendo desde que salí de Cuba hace más de 20 años, enfrentándome con ello a los extremistas de los dos bandos, a sus defensores encubiertos o abiertos y por supuesto, sin hacer concesiones y mucho menos buscar el aplauso o el premio de empresarios, politiqueros o diplomáticos.

El fin del embargo obedece a un imperativo ético que pesa más que cualquier intención o especulación política del conservadurismo castrista y un anticastrismo de derechas que en el fondo tienen mucho de lo mismo, no solo en la manera en que enarbolan el concepto burgués de “nacionalismo” sino sobre todo por la manera práctica y teórica en la que niegan la soberanía popular, sobre nuestro territorio y las riquezas que allí existen o se crean.

El embargo debe ser levantado pues el único bien que ha hecho se lo ha hecho al gobierno cubano con un aislamiento que le libera las manos para hacer y deshacer adentro. Es una medida cuyo daño, en forma de falta de créditos, lejanía de mercados y entrega de la economía nacional al capitalismo europeo, la nueva clase, escudada en su red de privilegios, se lo salta por alto para transferirlo directamente al pueblo cubano.

Hay que eliminar esta situación aunque al hacerlo se beneficie la nueva burguesía castrista, pues se trata de entre dos males acabar con el peor; de un lado opresión con extrema pobreza -a pesar de las cada vez más cuestionables (por el observador imparcial) y cuestionadas (por el propio gobierno) “gratuidades”- de la otro opresión con menos miseria. Sabemos que la eliminación del embargo no eliminara el sometimiento de la clase obrera en Cuba, pero es probable que haga su vida menos miserable.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: