Lawless; encubrimiento cinematográfico de una apología

19 Oct

La otra película que vi anoche se llama Lawless, en este caso dirigida por el australiano John Hillcoat, nacido en 1961. Se trata de una obra de 2012, con 115 minutos de extensión.

Para mí, habría sido un filme disfrutable de no descubrir a simple vista su ideología, por no hablar del oportunismo de su lanzamiento, en los mismos momentos en que los Estados del mundo claudican ante la nueva guerra del opio; o para ser exactos de la mariguana a la que se enfrentan. Tristes tiempos en los que desde los artistas e intelectuales mas irreverentes hasta la los sectores más “revolucionarios” establecidos de la izquierda, terminan sometidos al nuevo orden, respaldando la despenalización de la droga, movimiento que impulsa y financian las élites mundiales que por controlar, quieren administrar el crecimiento poblacional.

El guión del filme fue escrito por Nick Cave, se basa en la novela de Matt Bondurant The Wettest County in the World ( El condado más húmedo en el mundo) de 2008, que a su vez plantea recoger un hecho histórico, así nos lo recalcan en la patalla.

La película está protagonizada por Shia LaBeouf, Tom Hardy, Gary Oldman, Mia Wasikowska , Jessica Chastain , Jason Clarke, y Guy Pearce y es verdad que todos trabajan muy bien con un talento digno de mejor causa. Aquí los héroes no son precisamente unos justicieros, sino unos traficantes de bebidas alcohólicas que hacen su zafra en 1931 medio de la ley seca norteamericana.

Se tratan de los tres caracteres, un poco clichés, de los hermanos Forrest, Howard y Jack Bondurant cada uno diferente y a su vez invencibles por la muerte, si ésta viene de un intento violento y violencia es lo que se sobra en la película.

Aunque por momentos la obra nos distrae con los conflictos entre los hermanos y otros grupos gangsteriles, aquí el malo es el Special Deputy Charley Rakes, empeñado en poner fin al beneficio de los contrabandistas de la comarca. Y me llama la atención que por una vez que el estado se coloca y no por mucho tiempo en defensa de la ciudadanía, sea su representante dibujado con los peores colores del sadismo y el despotismo, colores que no se atribuyen a las corruptas autoridades locales, silenciadas y colocadas de su lado por los contrabandistas a base de dinero y especies.

Esto es una parodia de lo que veo día a día en la prensa, donde cada vez que atrapan a un traficante lo mismo en Estados Unidos, que en Marruecos, que en Argentina, los medios nos presentan su lado mas “humano” con fotografías que enternecen, como para ganar nuestra conmiseración, exactamente lo contrario de lo que ocurre con el caso de los maltratadores de mujeres, aunque el número de sus víctimas sea mucho menor.

Y es tan grande el nivel de aceptación de la que gozan hoy en día los que hacen dinero con lo prohibido, que no me extraña la enorme aceptación que tuvo esta película durante su proyección el 19 de mayo 2012 en el Festival de Cine de Cannes donde el publico la ovacionó de pie durante casi 10 minutos.

Evidentemente la buena actuación, la excelente fotografía y un uso novedoso de esas siempre atractivas historia de gángsteres; resultan los mejores soporíferos para adormecer las conciencias frente a nuevo mal que nos amenaza, el de la liberalización de drogas que terminarían haciendo tanto o más daño que el que ya nos causa ese nefasto alcohol cuyos beneficiarios económicos y políticos lograron reimponer al pueblo norteamericano al derogar en 1933, la Enmienda XVIII a la Constitución; aquella según la cual había quedado prohibidas desde 1917 la venta, importación, exportación, fabricación y el transporte de bebidas alcohólicas en todo el territorio Norteamericano, una ley cuyo último tiro de gracia parece habérsele escapado a las balaceras, en ocasiones gratuitas, de esta material audiovisual cuyo fin, más que el de entretener, es a todas luces, el de ofrecernos un alegato en favor de quienes lucran con la venta de sustancias que, lejos de traernos la felicidad, sirven para hacer más dependiente, estúpida y sumisa a la humanidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: