Con Aruca esto no pasaba. La Rebelión de Hanoy

12 Sep

Primero se les muere el patriarca Francisco González Aruca, ahora se les va Saúl Landau y casi se les marcha Edmundo García, quien no siendo tan Viejo, sólo por un pelo, es que no se lo llevó la “calva”. Y por si todo esto fuera poco, le sacan del aire la página, temporalmente, por desgracia. Todo parece indicar que a la gente que colabora con Progreso Semanal, o las ha mirado un tuerto, o el Diablo está viniendo “a por” ellos, exigiendo cuentas claras.

Revisando todas las fuentes de información sobre Cuba, no paso por alto ninguna, ni siquiera esa que sostienen los capitalistas de la “gusanera” castrista de Miami, mal llamada “Progreso”; y cuál no sería mi sorpresa el otro día, cuando de encuentro que en lugar de noticias lo que había era una declaración de rebeldía firmada Hanoy Pérez-Paula, Diseñador de Progreso Semanal y Progreso Weekly. De ella rescato un fragmento:

“..a tal punto llegaron los editores de la revista que incluso me amenazaron con el hecho de que yo podría tener problemas con el gobierno cubano- si ellos movían sus influencias- y no me dejarían entrar más a Cuba o hasta podrían afectar el negocio de mis padres. Con el propósito también de asustarme y alejarme inventaron un cuento- a partir de algunas confesiones personales que como amigos que éramos yo les había hecho- y me acusaron a la policía cubana. Gracias a Dios no les creyeron. Definitivamente estoy lidiando con personas que no escatimarán ningún recurso-por inmoral que este fuera- con tal de lograr su propósito.”
Publicado en http://progreso-semanal.com/SemanalCuba/index.php/cuba

Parece que les salió rebencudo este chico con nombre de la capital del Vietnam fundado por aquel rancio estalinista que fue el Tío Ho. Y es que de tanto jugar al capitalismo que es lo que sostiene esta rama del castrismo en el corazón del exilio, se les ha olvidado que en las sociedades menos opresivas que la cubana queda un espacio para la defensa del oprimido, una posibilidad de respuesta que no se tiene bajo el castrismo…”

A esta hora la rebelión del Vietcong ya ha sido aplastada en la página central (http://progresosemanal.us/) y el centro de propaganda funciona como siempre, sabrá Dios se las bombas de Napalm vinieron en forma de dólares, de chantajes o simplemente mediante el uso de dóciles esquiroles que como clones se forma en la isla.

Lo cierto es que al mismo tiempo desde la selva digital se mantiene activa la resistencia guerrillera contra los marines ideológicos al servicio de La Habana, en forma de dos nótas criticas contra el editor y dueño de esa revista;  Álvaro F Fernández. Por si esta desapareciera y como documento histórico reproduzco abajo e integralmente la queja.

Foto publicada en la página aliada de Progreso Semanal, “La tarde se mueve”

En cualquier caso deben saber los herederos de Aruca, que la paciencia de los cubanos tiene su limite, también y como la tuvo ayer Hanoy, mañana lo tendrá el pueblo que oprime ese régimen al que los editores de “Retroceso”, -que es como debería llamarse esa página más que “Progreso”- suelen defender.

Los editores de Progreso Semanal están engañando a sus lectores.

Los lectores de Progreso Semanal-Weekly han recibido recientemente un correo de parte de sus editores que no es sino una gran mentira.

Hace más de un mes estoy tratando de llegar a una acuerdo pacífico con Álvaro F Fernández (dueño de la publicación) pero él ha preferido hacer caso omiso a mis demandas  y hacerme la guerra a pesar del hecho de que llevo un tiempo sobreviviendo a  una enfermedad terminal llamada Esclerosis Lateral Amiotrófica por la cual mi esperanza de vida no pasa de uno o dos años.

Álvaro F Fernández me debe dinero por ciertos trabajos realizados y se niega a pagarme. De la misma manera que les está mintiendo ahora a los lectores también me mintió a mí. Por esa razón decidí renunciar a mi trabajo. No podía tolerar faltas de respeto. Sin embargo antes de entregarle los dominios de la revista  pedí llegar a un acuerdo para que me pagara lo que me debía porque no podía confiar en él y yo no tenía ni poder, ni dinero y mucho menos tiempo para resolver este problema legalmente en corte.

Sin embargo fui claro en mi disposición de continuar actualizando la revista hasta que todo se resolviera porque no era mi intención hacerles daño. Solo quería conversar y llegar a un acuerdo.

Como pueden ver la causa real por la que la revista no ha sido actualizada durante este tiempo es una burda cuestión de dinero.

Han hecho de todo para echarme a un lado y no pagarme. He estado trabajando por meses rediseñando el sitio y creando otro totalmente nuevo-menos politizado- que ayudara a ganar lectores. Es decir, he concluido la parte de mi trabajo que justificaría mi salario por los siguientes dos años en los que solo tendría que actualizarlo una vez por semana. También me debe otros trabajos ajenos a la revista así como los dominios y los servidores.

Contrataron en Cuba nuevos programadores que hackearon el sitio para tratar de quitármelo a la fuerza pero finalmente desistieron ya que no se los permití.  Durante mis 5 años trabajando como diseñador principal de la revista jamás esta ha sido hackeada como pretenden  hacer creer sus editores, eso solo sucedió esta vez  y fueron sus propios empleados.

Ellos pensaron que yo me dejaría vencer fácilmente y les confieso que estuve a punto de entregarles todo y darme por vencido, pero la falta de escrúpulos de estas personas me ha dado fuerzas para seguir adelante. Esta mentira me ha obligado a tomar medidas extremas  y aclarar la verdad antes de que sea demasiado tarde para evitar ser incriminado en un proceso totalmente ficticio.

Noten los lectores que  Álvaro F Fernández ha preferido el camino de la mentira y entrar en una batalla absolutamente innecesaria que tomar el camino de la paz. Yo lo único que le he estado pidiendo durante todo este mes ha sido dialogar y llegar a un acuerdo pacífico. Si él me paga mi trabajo, en cuestiones de horas la revista estaría funcionando perfectamente.

Toda esa historia de virus, hackers y extrema derecha de Miami es un triste invento para ahorrarse dinero y no cumplir su palabra. Su justificación podría ser que yo debía entregarle la revista  y luego conversar pero ¿cómo podría confiar en alguien que miente con tanta facilidad y arriesgarme a entregarle mi trabajo y que no me pagara?

Mi enfermedad me ha obligado a reestructurar  mi vida. Yo quiero pasar, en Cuba, con mis seres queridos una buena parte del tiempo que me queda. Yo soy un hombre soltero y casi toda mi familia – mis padres, mi abuela, mi hermano etc.-  están en Cuba.

Sabiendo esto, a tal punto llegaron los editores de la revista que incluso me amenazaron con el hecho de que yo podría tener problemas con el gobierno cubano- si ellos movían sus influencias- y no me dejarían entrar más a Cuba o hasta podrían afectar el negocio de mis padres. Con el propósito también de asustarme y alejarme inventaron un cuento- a partir de algunas confesiones personales que como amigos que éramos yo les había hecho- y me acusaron a la policía cubana. Gracias a Dios no les creyeron.

Definitivamente estoy lidiando con personas que no escatimarán ningún recurso-por inmoral que este fuera- con tal de lograr su propósito.

Estoy pidiendo a través de este escrito cualquier ayuda que los lectores puedan ofrecerme; especialmente algún abogado que pueda asesorarme en este caso. Tengo pruebas que corroboran mi posición y otros datos que no he querido publicar porque todavía -quizás ingenuamente- albergo alguna esperanza de que Álvaro F Fernández  decida resolver todo de una manera justa y simple.

Si alguien quisiera comunicarse conmigo personalmente puede dejarme sus datos en los comentarios dejándome saber que su comentario es personal y no desea que sea publicado y yo me comunicaré lo antes posible.

Todos los comentarios pasarán a través de mí antes de ser publicados.

Sinceramente
Hanoy Pérez-Paula
Diseñador de Progreso Semanal y Progreso Weekly.

¿Es Álvaro F. Fernández (director de Progreso Semanal) confiable?

1

Es realmente asombroso como algunas personas dedican sus vidas a condenar las injusticias que ocurren en el mundo y sin embargo no pueden ver las injusticias que ellos mismo cometen. En este caso se encuentra Álvaro F. Fernández. Ha evadido cualquier  tipo de posibilidad de dialogar conmigo y ha preferido una guerra sucia con tal de ahorrarse- mezquinamente- unos cuantos dólares.

Alguien podría decir que lo hace por dignidad pero la prueba de que lo hace por mezquindad es que le ofreció apenas algo más de 2000 dólares a mi hermano como pago por mi trabajo  y el de otro programador que teníamos contratado en Cuba al que también le debe dinero. Es decir, el dinero podria resolver la situación pero- en su opinión- una suma miserable como el sueldo que le paga a sus nuevos empleados cubanos porque no tienen otra posibilidad de trabajo.

Noten que esta página ha sido bloqueada varias veces y esto ha sido debido a que yo estaba en Cuba y como todos sabemos allá la internet no tiene privacidad. Sus secuaces entraban a mi correo, a mi Facebook y a otras páginas personales y las usaban para su beneficio.

Ahora que estoy en los EEUU todo se les hace más difícil porque su control inescrupuloso de la información se limita a la isla.

Alvaro F Fernández no ha tenido reparos en violar mi privacidad con tal de no pagar lo que debe. ¿Como alguien así puede hablar de justicia?

Debajo les dejo una conversación que tuve con Álvaro al principio de este problema para que vean que no miento y que el ha incumplido su palabra. Si lo pensó mejor y decidió que no quería pagarme 50 mil dolares lo menos que podía hacer era discutirlo conmigo- tal y como le he pedido varias veces- para tratar de llegar a un acuerdo. Simplemente aprovechándose de mis problemas personales y de salud que me limitan monetariamente para costearme un abogado ha decidido robarme mi dinero.

Conversación de Facebook hace unos meses cuando yo decidí renunciar:

YO: ¿Que hago por fin? ¿Cómo hago para darte toda la información que necesitan tus nuevos empelados cubanos?  …y que ellos arreglen el desastre que ellos hicieron

ALVARO: hablar con liane o con Milena con quien creas te es mas facil. no se que mas decirte.

YO: que me digas con cuanto me vas a compensar por todo lo que me hiciste hacer sabiendo que era por gusto. Llevo casi 6 meses trabajando en dos websites, además de tu promesa incumplida de que yo me ocuparía de la parte técnica.

ALVARO: Esa si que fue decisión tuya. no mía. Pero te compensare lo que creas te mereces. Pero eso lo hablo contigo en Miami no por internet.

YO: Yo llego a Miami el dia 2. Yo quiero 50 mil dólares. Los quiero con un contrato. Te mandare un abogado

ALVARO: OK. y ahora me tumbaste la otra?*

YO: Rami puede traerme el dinero?

ALVARO: no

YO: y como haríamos?

ALVARO: cuando es dinero es en cheque y en los EEUU.

YO: ya hable con Aidil para el contrato pero eso demora, puedes transferírmelo a mi cuenta en bank of América

ALVARO: a fin de mes como siempre hago. Si encantado.

Fin de la conversacion y de las promesas incumplidas de Alvaro.

*(Aclaración)Yo nunca le tumbe ninguna página. La página se cayó porque otras personas que él contrató en Cuba cometieron un error. De hecho yo se los arregle a pesar de todo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: