Archivo | agosto, 2011

“Amos del Mundo” un libro que proteje de conjuras universales

4 Ago

 

https://i1.wp.com/ecx.images-amazon.com/images/I/51X6RP81DZL._SS500_.jpg

Tenía que ser en una biblioteca de Hialeha, de cuyo nombre no quiero olvidarme, el sitio donde habría de descubrir esta fascinante obra escrita por un barcelonés que fue librero en Miami: Juan Carlos Castillón un hombre que ha sabido sacar partido a esa envidiable vida rodeado de libros.

Edificio de Hialeah, Miami Dade, en cuya segunda plante se encuentra la bilioteca municipal donde encontré el libro que nos ocupa. Foto: Carlos M. Estefanía


Amos del Mundo: historia de las conspiraciones, obra publicado en España por la editorial Random House Mondadori, en el 2006, pertenece a la especie de texto que no te cansas de leer, que te hacen pedir a las las neuronas y los ojos mayor velocidad, para asimilar de un viaje todo lo que te tiene que contarnos, no solo por lo bien que lo hace su autor sino por la importancia que tiene el hecho de poder saldar cuentas con esas curiosidades y terrores, que la cultura popular viene sembrando desde hace mas de dos siglos en nuestros corazones, usando para ello conspiraciones de todo tipo donde participan lo mismo Iluminatis, judíos que Jesuitas.

 

No se trata de negar todas las conjuras de la historia sino de colocarlas en su justo sitio, que es lo que hace a partir de un sano e ilustrado escepticismo nuestro autor.

 


Para ello Castillón divide muy sabiamente el libro en cuatro partes. En la primera aborda la conspiración como un tema que aupa la cultura popular de nuestro tiempo. En la segunda se centra en el análisi de las supuesta gran conjura que diera lugar a la Revolución Francesa y acontecimientos europeos que se sucedieron tras ellas, descubriéndonos aquí la consagración del duque de Orleans, el verdadero rol de los masones, contandonos quien fue Adam Weishaup, fundador de los Illuminati de Baviera, montándose a los templarios para explicarnos que no fueron una sociedad secreta, descrbieindo la historia de los jacobitas devenidos en Jacobinos, contándonos de la curiosa relación de Napoleón con los protestantes, judios y musulmanes, y por supuesto dándonos una versión bastante precisa del rol de Inglaterra en aquella situación.

En la tercera parte del libro nos encontramos con el cuadro de la evolución de las tesis conspirativas. Aquí pasamos lista de conspiraciones reaccionarias como las los Chevalier de la Foi en la Francia posnapoleónica o la del Ku Klux Klan, nacido tras la guerra civil norteamericana y hablando de Estados Unidos se nos describe del miedo allí lo mismo al católico que a las logias secretas como la célebre Skull and Bones, cantera de miembros la élites, una apariencia que no se borra simplemente, no siquiera con la llegada, ya publicada la obra, de Obama al poder. Es también la parte dedicada a la evolución del antisemitismo, del desprecio al miedo, el mismo que despiertan multimillonarios como Cecil Rhodes, Rothschild o Rockefeller.

En la cuarta parte el ensayista aborda el problema en tiempos de globalización, nos explica los mecanismos de la sospecha, quienes son sus objetos y quienes los anunciantes y por ultimo se centra en el problema que sufren las sociedades secularizadas, donde la desaparición de Dios y la sobrevivencia, sino del diablo de la maldad humana lleva a los hombres a creer en mecanismo simples que expliquen las razones de sus sufrimiento.

En en síntesis se trata un buen título, grato cuando es leído, útil cuando nos alerta contra conspiraciones inciertas que lo mismo nos cuenta el vecino, que la media, que el Internet, o como antaño, los malos libros.

Anuncios

Una tarde con los camajuanenses de Miami: Homenaje a nuestro colaborador Félix José Hernández

1 Ago

Miami 31 de Julio de 2011. Local de actividades del Parque Rubén darío. De izquierda a derecha los periodistas cubanos Roberto Solera, Felix José Herandez y Carlos Manuel Estefanía. Foto Milivia Méndez

El 31 de Julio, del 2011 el Camajuaní Social Club, la revista Camajuaní y V&L Envíos, Homenajeó con un discurso y una bella Tarja a un camajuanense ilustre, alguién que además es Nuestro Hombre en París, el Premio Estocolmo de Periodismo Digital 2009, profesor, periodista y escritor Félix José Hernández.

La actividad tuvo lugar en el parque Rubén Darío’s Park, situado en el 9825 W. Flagler Street, Miami, Florida.

Parque Rubén Darío de Miami, donce se celebró el encuentro de camajuaneenses. Foto: Carlos M. Estefanía

El evento fue amenizado por el artista Roberto Rojas a quien usted ouede escuchar al final del video con el que cerramos esta nota.os beneficios de la festividad irían a engrosar la cuenta de la operación de una persona llamada Christian Izquierdo.

La recaudación por lo consumido en la actividad se emplearía en una noble causa, el pago de una operación. Foto: Carlos M. Estefranía

Hace años que tengo contactos con José Felix, pero sólo por vía electrónica y telefónica, por ello  ha sidodoblemente  grato estrecharle la mano personalmente a Hernández y a su esposa así como compartir estos momentos de regocijo con esta parte del pueblo cubano, tan noble y auténtica como es la oriunda de Camajuani.

Nuestro hombre en París vino acompañado de su esposa al merecido homejane que le rindieron sus paisanos. Foto: Carlos M. Estefanía

De paso ha sido la oportunidad de reencontrar viejos conocidos como los colegas Roberto Solera e Indamiro Restano, dos personas que ni en lo vivencial, generacional o ideologico parecen tener algo en común pero a los que puedo con sinceridad estrechar la mano, como se debe hacer en una sociedad tolerante y abierta, la que sueño para Cuba.

Junto a Yndamiro Restano, le conocía hará unos 15 años atrás, cuando recién liberado de las cárceles cubanas visitó Suecia y a donde fue invitado por la socialdemocracia sueca en su condición de fundador del movimiento Armonía de orientación cristiano-socialdemócrata abogó por el cese de las deportaciones de los cubanos que pedían asilo político en la nación escandinava. Es fundador del periodismo independiente en la isla, el mismo que ha tratado de ejercer en el exilio no sin buscarse unos cuantos enemigos. Foto. Milvia Méndez

El homenajeado ha tenido la gentileza de hacerme llegar el borrador de su discurso documento histórico que coloco a disposición de mi lector, y que honrará sin duda a todos los camajuanenses, no importa el lugar del mundo donde se encuentren.

Y para concluir lo que registró mi cámara del acto