Mujeres y hombres en Nicaragua: dos estrategias diferente para enfrentar la sequía. Comentando la última conferencia en el Instituto Latinoamericano de la Universidad de Estocolmo

3 Jun

Lisa Segnestam en el Instituto Latinoamericano de la Universidad de Estocolmo. Foto: Carlos M. Estefanía

¿Qué Gobierno puede hacer para reducir la vulnerabilidad local?  El caso de la gestión de la sequía en Nicaragua. Estos fueron los dos temas fundamentales tratados en su conferencia del pasado miércoles dos de junio por Lisa Segnestam, quien cerró con su charla,  el ciclo de encuentros organizados esta primavera por el Departamento de Español, Portugués y Estudios Latinoamericanos de la Universidad de Estocolmo.

Lisa Segnestam es una doctora  en Historia Económica del Centro de Resiliencia de Estocolmo, Universidad de Estocolmo. La tesis de Segnestam se centra en la vulnerabilidad diferenciada de los géneros durante las  sequías en Nicaragua. La especialista ha trabajado en el Instituto de Estocolmo para el Medio Ambiente, el Banco Mundial y La Agencia Sueca ASDI; en cuestiones como desarrollo sostenible, Institucionalidad y Ambiente.

La charla se desarrolló entre las 18:00 y 19:30 horas en la Biblioteca del Instituto de América Latina. La investigadora, apoyada por imágenes de gráficos y fotos tomadas durantes sus estudios de campo, presentó en un perfecto Inglés, algo nada inusual entre los especialistas suecos, los resultados de su investigación. Como base para su conferencia Segnestam utilizó  de 2009  “Division of Capitals %97 What Role Does It Play for Gender-Differentiated Vulnerability to Drought in Nicaragua”  publicado  en la revista Community Development, al final de la charla la estudiosa tuvo la delicadeza de obsequiarnos un ejemplar de su trabajo, el cual merece un comentario aparte.

Por el momento podemos adelantar resumiendo su contenido: La tesis fundamental de esta investigación en la de que las mujeres resultan más vulnerables que los hombres en tiempos de sequía. Para Segnestam, sus compañeras de género en Nicaragua son víctimas de un círculo vicioso; la causa radica en la falta de recursos que las obliga a optar por soluciones a corto plazo que aumentan su vulnerabilidad con cada nueva sequía.

La estudiosa sueca intenta demostrar desde su enfoque de género que la división sexual del trabajo y los bienes genera un impacto diferente  en hombres y mujeres, estos dos grupos a su vez utilizarían diferentes estrategias para enfrentar su exposición a la sequía y las recurrencias del fenómeno conocido como El Niño.

Con esta conferencia final; también terminó su labor como coordinador de tales encuentros con  el especialista en ciencias políticas Magnus Lembke, quien se dedicará sólo a la investigación, nos alegramos por él y lo lamentamos por nosotros, que hemos encontrado en el académico una gran afabilidad y sobretodo el respaldo necesario para nuestro trabajo informativo. Esperemos que su actitud  sirva de ejemplo a quien le suceda en la responsabilidad.

La charla se desarrolló entre las 18:00 y 19:30 horas en la Biblioteca del Instituto de América Latina. La investigadora, apoyada por imágenes de gráficos y fotos tomadas durantes sus estudios de campo, presentó en un perfecto Inglés, algo nada inusual entre los especialistas suecos, los resultados de su investigación. Foto, Carlos M. Estefanía

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: