Consenso desde La Habana; con noticias sobre 11 millones de Héroes

3 Feb


¿Héroes en Mesas Redondas? Sólo en la del Rey Arturo

Porque en otras posiciones es fácil hacerse el duro

Héroes son los de batalla, con armas sangre y acciones

¿Héroes nosotros? ¡Qué va! ¡Héroes los once millones!

Letra de canción reproducida al final de la última edición de Consenso

Siempre resulta un placer recibir,  aquí en Suecia, un medio hecho con tanta calidad profesional, hablando en términos peridoiditicos como es Consenso, publicación  que evade por igual la censura padecida por la prensa oficialista, como los vicios comercialistas del periodismo del exilio, a ello se suma la honra de ver incluido nuestro nombre, quizás de manera inmerecida, entre los de sus corresponsales extranjeros.

Por esta edición puede el lector interesado en Cuba saber, desde una visión interna de que está pasado en nuestra isla, una visión que se aparta tanto del oficialismo, como de cierto amarillismo que enferma ciertos sectores de la llamada prensa independiente, se trata pues aquí de hacer periodismo, mas que a agitación y propaganda y eso es a la larga lo que mas daña al totalitarismo.

Por las ventajas que nos ofrece el Internet, no todo es noticia dentro del contenido que se nos ofrece en este número, si lo puede ser  en cambio para quienes fuera de Cuba no siguen de cerca todos los acontecimientos que en ella tiene lugar, o para los cubanos en nuestra tierra, con los medios digitales mas elementales entre los que circula Consenso, aprovechando un formato fácil de adjuntar en un país donde las posibilidades de acceder a una cuentas de e-mail son mucho mayores que las de conectarse al Internet, o donde con la liberación de las computadoras se crean el recurso necesario para hacer circular una noticia que antes no existía – a pesar de que algunos pesimistas de afuera equiparen los ordenadores con simples máquinas en de escribir-, olvidando que estas no pueden ni leer un cd, ni llenar una memoria.

Pero si bien no todo es nuevo, si lo pueden ser las interpretaciones y lecturas que se hacen de los acontecimientos que conmueven la vida nacional, algunos de ellos prácticamente silenciados en el interior del país, como ese motín por la comida que se desarrolló en el Instituto Superior de Arte de la Habana, aquella institución donde a pesar de los pesares siempre se ha respirado un aire libertario y de la que nunca me arrepentiré de haber sido su profesor, como lo volvería hacer tantos años después si las condiciones de mi patria cambiaran.

Y lo mismo digo del enfoque que se nos da sobre la muerte de 26 pacientes ingresados en el hospital psiquiátrico, o del debate en la televisión estatal cubana donde se rompió el tabú sobre el tema del racismo, asunto en que los editores de consenso, son sin lugar a dudas unos adelantados.

Sin embargo de todo lo que leo, lo que más agradezco es el regalo que se nos da en esta edición con la la letra de una de las mejores composiciones -al margen de los garabatos propios del género y del habla, que por más que nos choque resulta crecientemente popular en la Cuba de hoy-  de Aldo “el aldeano”, de Silvito El libre, ese hijo del otro Sivio Rodríguez que, emulando al padre en talento poético,  pasará a la historia, como el anténtico contestatario,  por ello mis aplausos a la redacción.

En esta ocasión el diseño seduce un tanto menos que en las anteriores, sin embargo el contenido no deja de ser llamativo en un medio alternativo del que no se ocupan como debieran esos críticos tan augustos que tenemos en el continente, y que tan buena tribuna tienen en la revista latinoamerciana de comunicación; Chasqui.

https://i1.wp.com/chasqui.comunica.org/images/stories/tapas_t2/chasqui%20105.gif

Esta edición, de una suerte de samizdat electrónico que de edita en La Habana desde el 21 de Diciembre 2007 corresponde a l finales de enero de 2010, y como Cuba Nuestra lo le basta el tema de nuestra isla para recorrer la lupa, se habla por ejemplo de una Venezuela cuyas calles toma la policía y que se queda a oscuras ante el el inicio de los cortes de luz decretados por Chávez, de la necesidad de un Un Plan Marshall para Haití, en la reproducción de un artículo de Andrés Oppenheimer (no todos los textos provienen de la isla),  “autoridad global” de China dada la ” pujanza” de su economía. Etc.

De todo esto y más puede usted leer en este primer Consenso del 2010, sólo tienen que bajarlo o abrirlo en formato PDF, pinche aquí y lo verá.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: