Desarmar el mito de la Hispanidad: Jorge Luis Marzo habla en el Cervantes de Estocolmo

16 Oct

Zoe Alameda, directora del Cervantes, presenta la charla del escritor, historiador de arte y comisario de exposiciones Jorge Luis Marzo. Foto. Carlos M. Estefanía

Zoe Alameda, directora del Cervantes, presenta la charla del escritor, historiador de arte y comisario de exposiciones Jorge Luis Marzo. Foto. Carlos M. Estefanía

Promovida en la página digital del Cervantes bajo el título de “Los lazos culturales entre Europa y América Latina” y presentada ante el público por la directora de dicha institución Irene Zoe Alameda, tuvo lugar el pasado jueves 15 de octubre una amena charla del escritor, historiador de arte y comisario de exposiciones Jorge Luis Marzo.

El tema central fue, en realidad,  el mito de la Hispanidad, una hispanidad según el especialista encuentra su matriz icónica en el barroco, y que ha respondido, mas que nada a los intereses de las élites latinoamericana o a los del Franquismo, que a una realidad cultural.

Jorge Luis Marzo ofrece su charla en el Cervantes de Estocolmo. Foto. Carlos M. Estefanía

Jorge Luis Marzo ofrece su charla en el Cervantes de Estocolmo. Foto: Carlos M. Estefanía

Muchos datos y enfoques interesantes se desprendieron de la conferencia, por ejemplo el de la efectividad de la política cultural del franquismo, o la paradójica despolitización de la política cultural de en la democracia.

Así mismo emergió el relato del fracaso español, lo que condujo al final de la conferencia a que la directora  de la institución colocara sobre el tapete, la pregunta de que  si realmente ha fracasado la creación de una  cultura hispánica

Dialogando con su invitado, Alameda trae a colación el problema del "fracaso" español. Foto: Carlos M. Estefanía

Dialogando con su invitado, Alameda trae a colación el problema del "fracaso" español. Foto: Carlos M. Estefanía

y trajo como ejemplo de ese sentimiento al personaje del capitán Alatriste, de Arturo Pérez Reverte,

https://i1.wp.com/www.capitanalatriste.com/images/portadas/alatriste_alfaguara.jpg

un personaje que, en su respuesta, Marzo calificó como la consagración del espíritu conservador y esencia de lo español, y de paso una especie de  una especie de variante en lo literario de la película Torrente,  de Santiago Segura.

En lo personal creo que más que una caricatura kitsch de lo que fue el concepto de grandeza, violencia y sobretodo de hombría -hoy convertido poco menos que en tabú-, del español, con el personaje de Alatriste se intenta transgredir lo políticamente correcto para continuar la cura de un viejo trauma, provocado por un tramático accidente histórico:  el que generó la suma de la invasión napoleónica, las intrigas de la Pérfida Albión – cuyos agentes al promover la independencia suramericana le conbraron a España el batallón de pardos y mulatos enviado desde La Habana en respaldo de la sublevación de las 13 colonias y por último las ambiciones de los descendientes de los conquistadores del nuevo mundo (que no son los españoles que quedaron en su tierra):  el cercenamiento de la cabeza al vasto imperio español, una cabeza que quedó en la península, con algunos restos en el Pacífico y las Antillas de los que pronto cuenta cuente décadas después los Estados Unidos,

independenciadehispanoamericalaguerrahispanoyanqui

y un cuerpo, que pervivió, aún desmembrado por las  tiranías y pseudo republiquillas que dieron nuevo colores políticos al mapa de la América de habla hispana.

hispanoamericaenelsigloxix

Un cuerpo que hechó cabezas y una cabeza que hechó un cuerpo enano con el espiritu de gigante, pues de algún modo, auque sea en la memoria,  seguía conectada con su otra parte, con el enorme cuerpo separado, gracias, precisamente por algo que suele llamarse “hispanidad”.

Se trata a mi entender de un concepto controversial en cuanto su contenido es comprendido de manera diferente por los diversos actores que confluyen en su campo.

De tal modo, mientras las oligarquías y las clases medias americanas lo enaltecen, las poblaciones perifericas, no hispanizada lo detestan.

España, pasa otro tanto, lo “español” es cada vez más aborrecido en las comunidades perifericas del estado,  usandose en ellas de manera vergonzante, siempre conectado al franquismo o a la centralización exagerada, un mal que se agrava con la tentación europeísta que anida  sobretodo en la zona catalana.

500px-Comunidades_autónomas_de_España.svg

al tiempo que se da mayor espacio, y esto es muy triste primero a una  especie de neo afrancesamiento, y luego a un  culto a lo inglés, entendido  como substancia de lo moderno o lo democrático, lo emancipado en cuestiones de género,  aunque también de lo aristocrático cuando vemos a los actores españoles que encarnan a las clases altas saludarse y despedirse al estilo de los lores, mencionando el nombre del otro.

Y mientras lo francés hace su entrada por vías militares o culturales, lo inglés encuentra sus carriles primero en la masonería y luego en el socialismo alternativo al anarquista y promovido desde Inglaterra por un Karl Marx, que fue revolucionario en cualquier otro sitio que no fuera Gran Bretaña y cuyo socialismo trajo a España, aunque sólo se recuerde a Pablo Iglesias,  otro Pablo;  mulato y cubano y por más señas; Lafargue, quien más tarde seguirá de rumbo a Francia con la misma misión que ya le había encomendado  su suegro, el viejo Marx.

Pablo Lafargue
Pablo Lafargue. Marx se valió de la  hispanidad de este criollo cubano para convertirlo en portador de su socialismo en la península, y freno de los bakuninistas

Asi quedó sembrado en España un culto a lo inglés, que fortaleció la ocupación norteamericana del viejo contiente tras la derrota nazi y que no tiene fronteras ni en los medios audiovisuales, donde se busca a un actor norteamericano, Viggo Peter Mortensen, para interpretar nada más y nadamenos que el Alatriste de la pelicula dirigida por Agustín Díaz Yanes en el 2006.

o donde una serie de la calidad de La Señora es ambientada con una música en inglés que nada tiene que ver con sus personajes.

https://i0.wp.com/www.rtve.es/resources/jpg/9/6/1245230402169.jpg

Cuadro de la serie española La Señora,  rodada en Asturias y con tema musical en inglés

conciente de la tendencia que se percibe en las últimas actividades del Cervantes de a acortar el espacio de las preguntas del público, un amigo no alcanzó a hacer la suya,  he sido el primero en formular la mía, logrando como respuesta del especialista, su critica a una concepción metafísica de la hispanidad,  una valoración que comparto y que usted puede escuchar pinchando a continuación.

De cualquier modo, charlas como estas nos impulsan a repensar lo español, a ponernos en guardia contra las ambigüedades, vaguedades y mistificaciones que encierra, evitando siempre el camino fácil de, como decían los alemanes, tirar al bebé con el agua sucia de la bañera.

https://i1.wp.com/upload.wikimedia.org/wikipedia/commons/thumb/2/2a/Viajes_de_colon.jpg/800px-Viajes_de_colon.jpg

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: